martes, 13 de julio de 2010

Desembocadura del Guadalhorce


Después del primer intento en el mar, hoy hemos vuelto a probar. Esta vez en un lugar distinto pero prometedor: la desembocadura del Guadalhorce. Es un tramo de playa que aún no ha podido tragarse la ciudad de Málaga y que proporciona una curiosa imagen de pescadores entre cruceros y grúas al fondo, incluso se pueden oír los botes del balón de baloncesto en el pabellón Martín Carpena.
Además me estrené. He sacado mi primer pez en el mar: una pequeña lubina.
Se presentó la tarde brumosa y fresca y con un poniente que dificultó los lances, hasta que al caer el sol, se calmó.

Uno de los brazos del río.


Un pescador


Un barquichuelo


La playa y la ciudad al fondo, antes del anochecer.



La lubinita de mi estreno.




Para terminar, sólo deciros que no pude fotografiar los mosquitos que de vez en cuando nos daban un empujón en el pescuezo.

3 comentarios:

Miguel-Peskacor dijo...

Enhorabuena por la captura Ilde! Esa zona es bien conocida por mi hermano Eduardo, y yo también he tenido la oportunidad de pescarla a spining al amanecer, cuando allí se juntan los pescadores más madrugadores.-

Saludos.

ILDE dijo...

Pequeña la lubina, pero me hizo ilusión.
Tenía recelos de ir al mar. Me parecía demasiado grande para pescar. Pero Edu nos ha convencido a muchos con sus capturas.
Un saludo.

Ness dijo...

Que moscas usáis por allí para las lubinas?

Saludos

Néstor

http://fly-ness.blogspot.com